Transparencia alimentaria

¿Cuándo veremos el resultado de las inspecciones de sanidad en la entrada del restaurante?

¿Sería un factor de decisión en el consumidor? Podríamos escoger visitar un restaurante con buenas condiciones higiénicas antes que entrar en un local que no cumple los mínimos requisitos de seguridad alimentaria.

Los vehículos que pasan favorablemente la inspecció técnica muestran una etiqueta de forma visible. Los ascensores, si la inspección es favorable también tienen su etiqueta positiva. ¿En los locales de comidas sería posible?

La ciudad de Barcelona podría estar cerca, ya que desde que aplica un sistema de control oficial digitalizado, el resultado de las inspecciones se publica en su página web.

Dinamarca, con 6 millones de habitantes y Noruega con 5,5 millones de habitantes, llevan años mostrando de manera transparente el resultado de las inspecciones. En nuestro país, ¿cuándo veremos el resultado de las inspecciones de sanidad de los restaurantes en la entrada? ¿Qué necesitamos para que sea una realidad?

El sistema de control oficial digitalizado de Barcelona facilita este ejercicio de transparencia.

En el trabajo de investigación, liderado por Eduard Grau, “Digitalización e inspecciones oficiales sanitarias en establecimientos minoristas” Digitalization and official food safety inspections at retail establishments de l’Agència de Salut Pública de Barcelona (ASPB), disponible en ScienceDirect, se muestra el grado de digitalización de las inspecciones de sanidad en la Unión Europea y sus beneficios.

En el estudio se destaca que uno de los mayores beneficios de este sistema digitalizado, además de la consistencia de las actuaciones inspectoras, es que aumenta el nivel de higiene en los restaurantes y disminuyen los brotes de intoxicación alimentaria. También se insiste en que el uso de un entorno digital representa un buen requisito previo para publicar los resultados de las inspecciones de manera coherente.

Publicación del resultado de las inspecciones

Pese a que muchas autoridades sanitarias recogen el resultado de las actas de inspección de manera digital, pocas publican los resultados. Hay precaución y recelo, pese a que estudios realizados en Estados Unidos, muestran que en los estados donde el resultado de las inspecciones es público, hay menos brotes de intoxicación alimentaria.

¿Cuándo veremos el resultado de las inspecciones de sanidad en la puerta del restaurante de manera visible?

Uno de los mayores beneficios, además de la consistencia de las actuaciones inspectoras, es que aumenta el nivel de higiene en los restaurantes y disminuyen los brotes de intoxicación alimentaria.

El modelo danés y el modelo noruego

En Dinamarca, la Administración Veterinaria y Alimentaria Danesa  publica el resultado de las inspecciones desde el año 2001 y en Noruega, la Autoridad Noruega de Seguridad Alimentaria, los muestra desde el 2016, con un resultado satisfactorio.

Después de la inspección de sanidad, los establecimientos reciben un cartel con el resultado de la inspección, que muestra el emoticono de una cara sonriente, si el resultado es favorable, una cara seria si hay deficiencias leves y una cara enfadada si las deficiencias son graves.

Además, se pueden ver las caras de las últimas inspecciones. En la página web de las autoridades de sanidad se accede al resultado de las inspecciones.

La información del resultado de la inspección, en Dinamarca, es de mucho detalle. Por ejemplo, se puede leer: “El trabajador no sabe dónde está el termómetro para verificar la temperatura de los alimentos” y más tarde: “El termómetro se ha encontrado”. También se informa de los importes de las sanciones que recibe cada establecimiento. En los informes de Dinamarca se explica que si no es favorable se realizaran dos visitas de seguimiento y se advierte del coste de la tasa de estas visitas. Hasta hay un vídeo, que explica cómo se practica una inspección en diferentes establecimientos minoristas.

Tanto en Dinamarca como en Noruega, si el resultado no es favorable, se realiza una nueva visita.

En Dinamarca, además, te puedes suscribir para recibir por correo electrónico los resultados de las inspecciones de los restaurantes en que tengas interés.

La Autoridad de Seguridad Alimentaria de Noruega avaluó este sistema con el siguiente resultado:

  • El 64 % de las empresas cree que el esquema de caras sonrientes ha significado que rectifiquen las deficiencias con mayor rapidez.
  • El 67 % de las empresas cree que este sistema ha ayudado a mejorar la seguridad alimentaria en sus establecimientos.
  • En los consumidores, la encuesta refleja que el 58 % cree que los carteles con la cara sonriente son decisivos para escoger un sitio para comer.
  • El 70 % de los consumidores cree que es más seguro comer fuera de casa desde que se aplican estos carteles con la cara sonriente.

El modelo de Barcelona

En la ciudad de Barcelona, desde que funciona el sistema de control oficial digitalizado, también se muestran los resultados de las inspecciones.

En este enlace de l’ASPB se pueden ver los resultados de las inspecciones de los establecimientos minoristas hasta el tercer trimestre del 2023.  Se muestra lo que se ha verificado, si hay deficiencias o no, y la actuación que ha generado la inspección.

Aunque se publican los resultados, los nombres de los locales están seudoanonimizados. Se distinguen por un número, pero no podemos saber de qué establecimiento se trata. No sé el motivo, por el que, si se ha llegado a este punto de transparencia, le falte llamar a cada establecimiento por su nombre. Supongo que aún hay resistencias a vencer.

En los 3 modelos, Barcelona, Dinamarca y Noruega, existe una página web donde se explica de manera clara qué es lo que el inspector revisará durante la inspección y que pasará después de la actuación inspectora.

En Barcelona, l’ASPB, también informa del coste de la tasa de inspección, que es de 61,90 euros. Además, advierte que, si el resultado de la inspección no es favorable, la siguiente visita de comprobación tendrá un coste de 164,20 euros.

El resultado de la inspección en Barcelona puede ser:

Satisfactorio: cuando se detecta un grado de cumplimiento suficiente de los requisitos y condiciones normativos.

Mejora necesaria: cuando el grado de cumplimiento es insuficiente, y se fija un plazo para la corrección de las no conformidades detectadas.

Insatisfactorio: cuando se detecta un grado de incumplimiento crítico, y se inicia un expediente de requerimiento administrativo que puede dar lugar a la imposición de multas coercitivas en caso de que no se resuelvan las no conformidades.

Con este resultado, fácilmente, se podría instaurar en Barcelona, el sistema de emoticonos, con la cara sonriente, seria o enfadada.

¿A qué esperamos? Está demostrado que el publicar el grado de higiene de los restaurantes mejora el nivel de seguridad alimentaria, ya que a nadie le apetece mostrar públicamente que no cumple con los mínimos requisitos de higiene. Esto implicaría, teóricamente, una disminución en el número de incidentes de intoxicación alimentaria, al haber una mejora en la higiene de todos los locales de restauración.

Igual que cuando pasamos la inspección del vehículo nos ponen una pegatina visible, y cuando el ascensor supera la inspección periódica también se pone una pegatina, ¿por qué no mostramos públicamente las inspecciones favorables?

La publicación de las inspecciones favorables premiaría a los restaurantes que cumplen con los requisitos de seguridad alimentaria. Los que no cumplen con los mínimos niveles de higiene podrían ser penalizados por los consumidores que los evitarían.

Sería un factor más de decisión a la hora de escoger el restaurante que queremos visitar.

Puedes suscribirte para recibir los artículos que publico

En este enlace puedes acceder a las páginas web de las autoridades de seguridad alimentaria de nuestro país.